11 de julio de 2018

Wall Street y otras bolsas mundiales cayeron por nuevos conflictos comerciales entre China y EE.UU. y baja del petróleo. Las acciones argentinas siguieron a los mercados externos.

 

El anuncio del gobierno Trump a principios de esta semana de que aplicará aranceles del 10% sobre US$200 mil millones de exportaciones chinas a los EE.UU. tuvo hoy pleno efecto sobre las expectativas de los inversores cuando China amenazó con represalias: aranceles de igual cuantía sobre bienes exportados por los EE.UU. en caso de que esas medidas sean puestas en vigor en agosto. La amenaza pesó particularmente sobre las acciones de empresas que exportan a China, desde microprocesadores hasta el fabricante de aviones Boeing.

 

EL precio del petróleo crudo cayó 5% por la perspectiva de esta guerra comercial y por la reapertura de puertos en Libia lo que le permitiría a ese país reanudar sus exportaciones de crudo. Este factor también influyó en forma negativa sobre Wall Street. El índice Dow Jones cayó hoy 0,88%, el S&P 500, 0,71% y el Nasdaq, 0,55%. En el Brasil, el índice Bovespa cayó hoy 0,62%.

 

La bolsa argentina cayó en sintonía con sus mercados de referencia y continuó la apatía de los inversores, que se manifestó en un reducido volumen de operaciones. No obstante los bajos precios de las acciones argentinas, las dudas de algunos analistas sobre la evolución de la economía y las finanzas del país, sumadas a las elevadísimas tasas de interés hacen que algunos inversores prefieran mantenerse al margen del mercado bursátil. También cayeron los ADRs de acciones argentinas en Wall Street.

 

El índice MerVal bajó hoy 1,46% y el MerVal Argentina, 1,22%. Cayeron las acciones vinculadas con el petróleo y algunas de servicios públicos de energía. En contraste, se destacaron por sus subas Grupo Financiero Galicia y Banco Macro.