5 de febrero de 2018

Wall Street profundizó su caída por temor a altas tasas de interés. El mercado local siguió la misma tendencia y continuó bajando.

 

En Wall Street, los temores de mayores tasas de inflación volvieron a provocar una abrupta baja de las acciones, mayor que la del viernes y de un valor porcentual no visto desde 2011. Aunque los rendimientos de los títulos a largo plazo del Tesoro de los EE.UU. se redujeron respecto del viernes, las perspectivas de una mayor tasa de inflación siguieron pesando negativamente sobre las expectativas.

 

Los principales índices cayeron alrededor del 8% respecto de sus máximos, alcanzados hace menos de dos semanas y resignaron sus ganancias de 2018. Las principales bolsas de Europa, Asia y América también cayeron hoy, aunque en menores proporciones.

 

El viernes se publicó el informe de empleo en los EE.UU. correspondiente a enero de 2018, que mostró un crecimiento del mercado de trabajo mucho más fuerte que lo esperado. Las cifras mostraron una economía operando muy cerca del pleno empleo, lo que reavivó la preocupación de que surjan presiones inflacionarias. Por otra parte, algunos analistas señalaron que la perspectiva de una mayor inflación podría llevar a la Reserva Federal a una política monetaria más estricta que la actual a través de ajustes adicionales de sus tasas de interés de referencia.

 

El índice Dow Jones cayó hoy 4,60%, el S&P 500 4,10% y  el Nasdaq, 3,78%. En el Brasil, el índice Bovespa bajó 2,59%.

 

El mercado local siguió las caídas de los mercados de referencia. Las principales bajas se registraron en las acciones de empresas de servicios de electricidad y gas y en las de los bancos. El monto de transacciones fue de $1.171 millones. El índice MerVal cayó hoy 4,50% y el MerVal Argentina, 4,75%.