7 de junio de 2018

En Wall Street, cayeron hoy las acciones tecnológicas, mientras persisten los temores de una guerra comercial. La bolsa local cayó, a la espera de un acuerdo con el FMI que se anunció finalmente después del cierre.

 

Las acciones tecnológicas cayeron hoy en Wall Street después de haber encabezado las recientes subas, en un movimiento interpretado como toma de ganancias. En el ánimo de los inversores persistió la preocupación por los conflictos comerciales entre los EE.UU. por un lado y China, la Unión Europea, México y Canadá por el otro. Los tres últimos anunciaron en los últimos días impuestos a las importaciones desde los EE.UU. como represalia a la aplicación de aranceles al acero y el aluminio importados por parte del gobierno estadounidense. Los operadores estarán también atentos a las políticas monetarias que decidan la Reserva Federal de los EE.UU. y el Banco Central Europeo en reuniones que se realizarán la semana próxima.

 

Mientras el índice Dow Jones subió hoy 0,38%, el S&P 500 cayó 0,07% y el Nasdaq, 0,70%. En el Brasil, el índice Bovespa se desplomó 2,98% mientras el dólar llegaba a nuevos máximos.

 

En la Argentina, la bolsa local operó hoy en baja en una nueva rueda con volumen de negocios a los niveles habituales. El índice MerVal bajó hoy 0,75% y el MerVal Argentina, 0,53%.

 

Los operadores estuvieron hoy pendientes de posibles anuncios respecto de la negociación del acuerdo con el FMI para la obtención de un préstamo stand-by, anuncios que se produjeron después del cierre de la rueda. El Fondo otorgará un préstamo de US$50.000 millones cuyo primer tramo estará disponible a partir del 20/6 y será de US$15.000 millones. Las condiciones incluyen metas de reducción del desequilibrio fiscal mayores que las anteriores anunciadas por el gobierno, con menor déficit primario en 2018 y 2019, equilibrio en 2020 y superávit primario en 2021 (reduciendo así las necesidades de financiamiento), así como exigentes metas de reducción de la inflación en un marco de cambio flotante y mayor autonomía del BCRA.